Ariel Amoroso

AHRCC

SE AGUDIZA LA SITUACIÓN DE LA HOTELERÍA Y LA GASTRONOMÍA

Los hoteles de la Ciudad de Buenos Aires continúan atravesando una situación desesperante en el contexto de la pandemia del Covid19. Más allá de la apertura turística dispuesta por el Gobierno Nacional hacia fines de 2020, la mayoría de los establecimientos continúan cerrados y sin ingresos, profundizando la crisis que comenzó en marzo.

En cuanto a la gastronomía, aunque hubo cierto repunte, la situación también es crítica sobre todo en Puerto Madero, Retiro, el Centro y San Telmo, barrios que continúan sin demanda por la ausencia del turismo y la falta de actividad en las oficinas.

A eso se suma la cuestión estacional, ya que enero, febrero y marzo son meses de baja actividad en CABA y el final del ATP en diciembre. Todo esto pone en riesgo la continuidad de los establecimientos y sus puestos de trabajo.

Esta es una crisis que jamás se vivió en los 116 años de historia que tiene nuestra institución. Es muy complicado para la hotelería porque no es solo un tema coyuntural de estos diez meses cerrados, sino que la proyección nos lleva a tener perdido todo el 2021 debido a que cuando alguien decide un viaje generalmente no lo hace de un día para el otro sino que se proyecta en el tiempo. No sólo se cayeron todas las reservas que había desde marzo sino que en la Ciudad de Buenos Aires no hay nuevas reservas para todo este año.

Estamos trabajando muy fuerte con el Gobierno Nacional para que continúe el apoyo para el sector con un Repro más flexible y extendido que sea de más fácil acceso. Con respecto al Gobierno de la Ciudad, esperamos como mínimo extender por seis meses la exención de Ingresos Brutos para la gastronomía y la exención de pago de ABL para los hoteleros.